Links

¿QUÉ HEMOS APRENDIDO EN NUESTROS COLEGIOS ESTE AÑO?

En enero, estando en vacaciones y escuchando lo que pasaba en una lejana ciudad China llamada Wuhan, no me imaginaba lo que íbamos a vivir este año 2020; una pandemia nos ha azotado y nos ha mostrado lo vulnerable que éramos como sociedad. Al escribir estas líneas tengo presente las palabras del Papa Francisco, que nos dice que todo el sufrimiento que se ha vivido este año no sea inútil, permitiéndonos ser unas mejores personas, una mejor sociedad, donde se convierta el otro en un nosotros.

                Después de nueve meses de suspendidas las clases presenciales y de haber terminado un año escolar de una manera muy distinta a lo que hacíamos como Liceo, es un momento para pensar qué hemos aprendido como colegio en este año de pandemia. Creo que el aprendizaje más importante que hemos adquirido es la importancia del nosotros, de dejar de lados nuestras propias sabidurías y construir camino con el otro, a nivel de cada colegio y también a nivel provincial en los cinco colegios. Aprender a compartir nuestras debilidades y poner en común nuestras intuiciones y nuestros logros y reflexiones.

                Como equipo de rectores, cambiamos nuestra reunión mensual por reuniones semanales de dos horas, donde compartíamos nuestras dificultades y también nos fortalecíamos en nuestro rol para acompañar y dirigir a nuestras comunidades educativas. Nos preocupamos de cómo íbamos viviendo semana a semana esta crisis sanitaria; los aciertos de un colegio nos ayudaban para replicarlos en el otro. Mensualmente nos juntamos con el equipo de obra provincial y reflexionamos en conjunto la realización del Proyecto Educativo Evangelizador Viatoriano en tiempos de pandemia. Una experiencia muy positiva y enriquecedora fue el crear redes de vicerrectores académicos, directores de ciclos y encargados de orientación y formación; mensualmente nos reuníamos a compartir nuestro trabajo, a colaborar con los demás y a aprender unos de otros.  Se generaron documentos que iluminaron nuestra actuación en estas áreas en cada uno de nuestros colegios.

                Un segundo aprendizaje que quiero destacar es el rol de integralidad que tiene la labor educativa. En el primer momento de la pandemia, los colegios fueron un elemento importante de contención socio-emocional para toda la comunidad; fuimos descubriendo cómo está dimensión en la cotidianidad del trabajo educativo fue tomando relevancia.

                Un tercer elemento importante de aprendizaje fue tomar conciencia de que la amenaza de esta pandemia nos hizo más humanos, más dependientes de nuestro Padre Dios y más hermanos de aquellos que caminan junto a nosotros: educadores, asistentes de la educación, estudiantes y sus familias. Creo que rezamos más como comunidad y nos sentimos más unidos, especialmente en los momentos de crisis que vivimos. Ha sido un tiempo que nos ha ayudado para fortalecernos y construir juntos como comunidad la mejor educación para cada uno y cada una de nuestros estudiantes.

                Los colegios fueron muy solidarios; hubo numerosos gestos de ayuda del centro de Padres, de los estudiantes, de los profesores y asistentes de la educación, que generosamente dieron su tiempo o dinero para generar acciones solidarias hacia las familias más necesitadas. Destaco la generosidad de la Congregación, que creó el fondo solidario Padre Luis Querbes que benefició a numerosas familias de nuestros colegios.

                Finalizando este año muy difícil y complejo, bastante agotador para todos nosotros y que ha generado un sentimiento de pérdida especialmente para nuestros jóvenes, no queremos vivirlo como un tiempo negativo, sino como una experiencia de aprendizaje de nuestro buen Padre Dios, para ser mejor persona, mejor colegio, mejor sociedad.

Pastoral en tiempos de pandemia. H. Tomás Villalobos, c.s.v.

Pastoral en tiempos de pandemia. H. Tomá…

No podemos negar que la pandemia ha implicado una verdadera crisis en la salud, la economía, la política, las relaciones laborales y familiares durante este 2020. La Iglesia, como es natural, no podía quedar fuera de las instituciones afectadas por la pandemia, haciéndose evidente esto sobre todo en su misión evangelizadora y pastoral. Durante este año, en el contexto del COVID-19, uno de los principales desafíos en el área pastoral consistió en poder cumplir con todas las actividades planificadas para el 2020. No obstante, tuvimos un escenario claramente adverso por distintos factores tales como: el distanciamiento físico (cuarentena incluida), falta de manejo de herramientas tecnológica...

Leer más
Reflexión del H. Carlos Peña, comisión de escuela viatoriana.

Reflexión del H. Carlos Peña, comisión de escue…

¿QUÉ HEMOS APRENDIDO EN NUESTROS COLEGIOS ESTE AÑO? En enero, estando en vacaciones y escuchando ...

Testimonios vocacionales

Testimonios vocacionales

Mi nombre es Octavio Césped Dorich, tengo 26 años y soy oriundo de Viña del Mar. Egresé el año 201...

Noviciado de Puente Alto

Noviciado de Puente Alto

Los formandos, H. Gustabo Cala, religioso de votos temporales, los novicios, Luis Pedroza y Fernan...

Testimonio de los novicios, Luis Pedroza y Fernando Pérez

Testimonio de los novicios, Luis Pedroza y Fern…

Por primera vez en mi vida, soy más consciente de la importancia que tienen los inicios de la vida...

La Parroquia Inmaculada Concepción de Ovalle

La Parroquia Inmaculada Concepción de Ovalle

El P. Gerardo Soto nos envía este mensaje, compartiendo cómo se ha vivido el primer año de la nuev...

Encuentro de religiosos y asociados

Encuentro de religiosos y asociados

Durante los meses de octubre y noviembre nos reunimos los religiosos en nuestro encuentro mensual...