Links

-                      Siguiendo las orientaciones de la Iglesia, la conferencia episcopal chilena fue limitando poco a poco las celebraciones públicas de las eucaristías hasta prohibirlas completamente, como una forma de colaborar en la detención de la propagación del virus. De esta manera han surgido diversos modos de acompañar a los fieles; una de ellas, las trasmisiones en vivo de la eucaristía en nuestras parroquias y capillas. Las personas agradecen la posibilidad de llevar a sus casas la Palabra del Señor y la celebración de la cena del Señor.

-                      El consejo provincial realizó el martes pasado una sesión extraordinaria y se reunió por video conferencia para aunar criterios ante la realidad que estamos viviendo. Se han fijado ciertas líneas de acción para nuestros colegios, que luego los rectores deberán concretar. Nuestros establecimientos ya están trabajando en cómo gestionar el colegio en estas circunstancias y, desde el comienzo de la suspensión de clases están abordando los procesos pedagógicos de forma online. El tema económico será un asunto que habrá que analizar, teniendo en cuenta cómo esta crisis impacta a nuestras familias. También nos preocupa el nivel de angustia y estrés que pueden estar sintiendo los profesores, los padres y nuestros estudiantes. Hay que acompañar este tiempo con paciencia, eficacia y asertividad.  Agradezco a la rectora y a los rectores y a sus equipos directivos por el compromiso que han mostrado para seguir entregando un servicio de calidad a nuestros estudiantes.

-                      En general, los viatores religiosos y asociados se encuentran en buenas condiciones de salud. Existe temor y preocupación por lo que está ocurriendo, pero a su vez, hay cierta tranquilidad al tomar los resguardos necesarios. Una buena lectura, una buena película o recuperar aquellos tiempos en que los juegos de mesa acompañaban nuestras noches puede ser de ayuda. Sugiero que además de reunirse para consensuar acuerdos para cuidar la higiene personal y el de la vivienda, se tengan espacios para dialogar acerca de cómo estamos viviendo este tiempo. Podemos dialogar acerca de lo que sentimos, lo que nos preocupa y lo que podemos hacer, si está en nuestras manos realizar alguna ayuda. Habría que pensar la posibilidad que cada uno de nosotros pudiera conversar por teléfono o por video llamada con su acompañante espiritual o con alguna persona que nos ayude a integrar lo que estamos viviendo. No hay que olvidar que se nos hace más fácil reprimir y negar lo que sentimos, aunque es menos sano; rápidamente racionalizamos diciendo, “estoy bien” y “no pasa nada”, como si esa actitud eliminara la angustia. Debemos recordar que cuando reprimimos nuestras emociones, normalmente el cuerpo luego nos pasa la cuenta.

-                      La conferencia episcopal ha pedido a las congregaciones que pudieran facilitar casas de retiro u otras dependencias para habilitarlas como centros hospitalarios. Nos han dicho que todo suma, porque el número de contagiados va creciendo exponencialmente. Nosotros hemos ofrecido la casa de retiro de Puente Alto. Esto no significa que se haya concretado. Tendrá que evaluar el ministerio de salud si cumple las condiciones.

-                      Mi invitación final, es que tanto los colegios como las parroquias, estudien la factibilidad y el modo de ofrecer a los miembros de sus comunidades, si así lo desean, la posibilidad de hablar con alguien que los escuche, les oriente y les ayude a enfrentar este tiempo que puede ser muy angustiante y estresante. Una suerte de fono-ayuda para contener emocionalmente lo que experimentan las personas. Para hacer este servicio, que puede ser muy beneficioso, se requiere de personas que tengan las cualidades de acogida, empatía y respeto.

In memoriam del P. José Ignacio San Román.

In memoriam del P. José Ignacio San Romá…

El P. José Ignacio San Román ha fallecido en Ovalle, el 25 de julio de 2020, a los 68 años de edad, 49 de vida religiosa y 32 de sacerdocio.                 El P. José Ignacio nació en Basauri (Vizcaya) el 27 de septiembre de 1951. Sus padres fueron Dn. Miguel San Román y la Sra. Francisca Larrínaga. Era el segundo de tres hermanos. Estudió en el colegio San José de Basauri, dirigido por los viatores. De ahí pasó, en 1967, al juniorado de Valladolid. Ingresó al noviciado en 1970 y el 15 de agosto de 1971 pronunció sus primeros votos. Hizo su profesión perpetua en 1977 y recibió el orden sacerdotal en 1988. Estudió Magisterio en la Escuela Normal de Valladolid. Fue profesor en el juniora...

Leer más
Reflexión del Sr. Humberto Guzmán, rector del Colegio San Viator de Ovalle

Reflexión del Sr. Humberto Guzmán, rector del C…

Es por todos constatado las tremendas complejidades que ha traído esta pandemia, para todos en los...

Reflexión de la Srta. María Isabel Cabello, rectora del colegio San Viator de Macul.

Reflexión de la Srta. María Isabel Cabello, rec…

La situación que nos afecta tensionó la gestión escolar de un momento a otro, desafiándonos a camb...

Documento sobre integridad ministerial

Documento sobre integridad ministerial

El día 16 de julio, en la solemnidad de Nuestra Señora del Carmen, madre y patrona de Chile, se ha...

Encuentro de religiosos

Encuentro de religiosos

El día martes 28 de julio nos reunimos los religiosos para encontrarnos, dialogar y reflexionar so...

Encuentro de asociados.

Encuentro de asociados.

Los asociados de la provincia se han seguido reuniendo junto al superior provincial para celebrar ...

Criterios para la celebración de la Eucaristía y los sacramentos

Criterios para la celebración de la Eucaristía …

La comisión nacional de liturgia (CONALI) dependiente de la conferencia episcopal de Chile ha publ...